El iPhone, desde su primera generación, ha sido copiado sobre todo por empresas chinas. Ese teléfono es uno de los más codiciados, por eso las compañías que fabrican teléfonos de segunda mano no dudaron en clonarlo.

De hecho, en la actualidad existen personas que son totalmente engañadas pensando que compran un iPhone verdadero, resultando ser una copia idéntica.

Las tiendas virtuales son los sitios donde principalmente se comercian estos equipos, de allí que sea difícil constatar si es una copia antes de adquirirlo.

No solo copian el hardware, también el software

Apple, en función de proteger a sus usuarios, e incluso, a quienes quieren serlo, ha impuesto una demanda a algunas de las empresas que están copiando la característica más importante del iPhone: su sistema operativo.

Ellos lo copian al punto de realmente parecerse el programa de Apple.

Aunque sabemos que el sistema operativo iOS es muy seguro, debemos entender que no es 100% libre de vulnerabilidades.

Corellium es una de las empresas que se encargaba de vender copias virtuales de iOS de forma ilegal, es decir, no aprobaba por Apple.

El software clonado se vendía, supuestamente, para que personas que se dedican a la programación pudieran emular en sus ordenadores tal sistema para realizar sus pruebas. Esta es un arma de doble dilo, pues, los hackers también podrían aprovecharlo para encontrar fallos que pudieran usar en su beneficio.

Corellium estaría incurriendo en el delito de violación de derechos de autor al crear una copia que es ilegal. A su vez, las aplicaciones de iOS también sen encuentran protegidas, por lo que por donde se mire, esta empresa está haciendo uso de material de otras personas para comercializarlos.

Apple ha interpuesto una demanda y debido al poderío que tiene esta firma, es muy seguro que logre sacar mucha ventaja en las posibles audiencias.

[Total:0    Promedio:0/5]
css.php