La mayoría de los empleados pasan al menos 40 horas a la semana en el trabajo. En muchos casos, ese número es mucho mayor, por lo que es especialmente importante garantizar que los empleados estén cómodos en sus espacios de trabajo y la tecnología te hace la labor más sencilla.

En el ambiente laboral existen muchos factores que pueden ayudar o impedir el mejor desarrollo de los empleados y sus actividades, pero también existen muchas opciones para mejorar los espacios de trabajo mediante la tecnología.

Medios de comunicación más efectivos

En las oficinas las formalidades suelen requerir mucho tiempo y es de lo que menos carecemos, a veces escribir y redactar correctamente un correo puede agobiarnos innecesariamente cuando existen otros medios de comunicación como Skype y otros programas de conversación instantánea que pueden ser aprovechados para ahorrar tiempo.

Las grandes compañías de empleo en Tenerife también suelen ahorrar dinero por la implementación de estos programas y no sólo eso, también generan expectativas por parte de otros aplicantes porque la comunicación efectiva es factor determinante en los niveles de estrés y comodidad que una persona siente en su lugar de trabajo.

Espacios de recreación

En la mayoría de casos mal vistos por los empresarios, un espacio de juegos y dispersión puede ayudar a que los empleados tengan un momento de distracción y luego vuelvan a sus labores con un mayor ímpetu.

Grandes compañías como Google practican esto y no por eso han disminuido su rendimiento o han generado una mala cultura entre sus equipos de trabajo.

Una TV y una consola de juegos pueden hacer la diferencia entre empleados con un alto nivel de estrés o un mayor rendimiento que mejore incluso el ambiente laboral como en Oficina Empleo.

Disponibilidad digital

La mayoría de las personas se queja de estar de guardia a los jefes todo el tiempo por correo electrónico y Slack. Pero muchos introvertidos pueden encontrar una compensación justa a cambio de más flexibilidad.

Un jefe puede descansar un poco más tranquilo sabiendo que un empleado que trabaja en su casa responderá correos electrónicos a las 9:00 p.m. cuando la situación lo amerite. La clave es dar a los miembros de tu equipo más poder para hacer esas cosas.

Con todos los medios digitales que existen, ha dejado de ser necesario que todos los empleados se centren en un espacio físico y además de reducir las tensiones del equipo, se reducen los costos de una oficina con todos sus trabajadores concentrados.

Las empresas ya están trabajando para rediseñar el trabajo para adaptarse a muchos temperamentos diferentes, lo que con suerte conducirá a culturas de trabajo donde todos los tipos de personalidad prosperarán colectivamente.

Pero si bien la configuración física de una oficina ciertamente puede tener un gran impacto, esa no es la única variable en juego.

Incluso si tu organización no tiene el presupuesto para construir una oficina sofisticada y multifuncional, estas sencillas reglas y hábitos pueden ayudarte a ampliar la variedad de formas en que las personas trabajan, para que coincida con la variedad de rasgos, personalidades y estilos que aportan al trabajo cada día.

[Total:0    Promedio:0/5]
css.php