Apple Deberá Pagar 25 Millones de Euros por Buscar Ralentizar sus Móviles en 2017


Apple es sinónimo de excelencia y calidad. Por ello, esta compañía siempre suele traer todo tipo de noticias prometedoras para el mundo de la tecnología. Aun así, parece ser que no todo es positivo para esta gran empresa.

Recientemente, se descubrió que Apple estaba pasando por un problema legal debido al intento de querer ralentizar sus móviles tras una actualización lanzada en el año 2017.

De esta manera, las entidades de Francia buscaron generar una completa investigación para saber la verdad de todo este asunto.

La conclusión ha sido que Apple deberá pagar más de 25 millones de euros de indemnización por querer emplear diversas medidas para que sus usuarios compraran los nuevos modelos de su iPhone.

Las razones de sanciones

La Dirección General de Competencia, Consumo y Control de Fraudes francesa (GDCCRF) fue la encargada de señalar todo el asunto, indicando que las baterías antiguas de los modelos de los iPhones del 2017 habrían comenzado a presentar problemas de ralentización tras una actualización liberada el mismo año.

Apple no tardó en dar respuesta al asunto, indicando que las medidas de ralentizar la batería de sus dispositivos se debía al hecho de evitar todo tipo de daños que puedan ocasionarse por la antigüedad de dichos componentes.

Así, Apple también señaló que todas las medidas fueron generadas para extender la vida útil de sus smartphones, por lo cual no supondría ningún intento de mercadotecnia para que sus usuarios comprasen nuevos móviles.

Por todo ello, las autoridades respectivas han dictaminado que Apple no tendría que indemnizar a los más de 15.000 usuarios afectados por esta actualización.

Aun así, sí deberá pagar una suma de dinero adicional a la comunidad francesa y deberá publicar un comunicado público sobre el acuerdo al que s eha llegado.

La decisión final para el caso de Apple

Apple deberá pagar 25 millones de euros a las autoridades francesas, siendo una suma para nada cuantiosa si se compara con los ingresos anuales de esta grande tecnológica. De todas formas, supondría dificultades para su reputación.

También, esta empresa tendrá la obligación de hacer un comunicado público del acuerdo llegado con las autoridades de Francia. Además, dicha publicación deberá permanecer visible por al menos 1 mes.

A pesar de no haber sido una idea de mercadotecnia, Apple tendrá que sufrir consecuencias por una idea que no habría sido del todo correctamente planificada.

Esto se ve con la suma de dinero que deben pagar y con los problemas de reputación que podría tener su marca en dicho país.

css.php